lunes, 12 de marzo de 2007

¡Mare de Deu!



Esto me pasa por no ver series españolas como todo el mundo. No he visto un capítulo de Los Serrano en mi vida, Aída me cansa al cuarto de hora (excepto por el adorable bujarrón prepúber, ay), y todo así. Por eso no sabía yo lo que era Génesis: en la mente del asesino ni tenía ni idea del plantel de la serie, y por eso me senté anoche en el cine inocente cual florecilla, sin saber lo que se me venía encima...


Total, que me encuentro en shock hormonal después de ver numerosos primeros planos de los fornidos antebrazos de este jovenzuelo barcelonés, al parecer curtido en culebrones autonómicos catalanes como Poble Nou (ni idea, oigan: si no sigo las producciones patrias, imagínense las polacas...) y encima estudiante convencido de Humanidades, un tipo de interés pero de los de verdad, vaya.

El muchachote, además, se preocupa por los trapos y las tendencias, y hasta se deja ver en la Pasarela Cibeles en plan supercool -eeesa mirada de toritoooo- con la acelga de Verónica Sánchez, que parece haber mejorado su taste in men, la muy cabrona (claro que con ésto de ex novio solo se puede ir a mejor). Vean la foto en cuestión, con Laura Pamplona en medio sujetando la vela, pobrecilla.
Por cierto, la famosa película es más que recomendable, aunque con ese toque Spielberg ideallll que consiste en estropear un desarrollo impecable con un final mediocre. En fin, centrémonos en lo importante: vayan a ver al chaval, vayan...

5 comentarios:

Cayetana Altovoltaje dijo...

Bonitos tus nuevos colores y bonito el chicarrón en cuestión. Por fin una serie de producción patria cuyos protagonistas masculinos no parecen hombres de Cro-Magnon. Y coincido contigo sobre la acelga. Habrá mejorado su gusto en los hombres, pero como actriz es igual de acelga que el acelga de su ex.

La Pichi dijo...

Ay, yo adoro Aída, es la única serie española que me gusta. Las series de policías son tan ridículas que las detesto. Pero no está mal el zagal, no...xD

Willy Fuck dijo...

chismosas, pero con gracia...pierdo la cabeza

La reina de la miel dijo...

Cayetana, gracias por las coincidencias de parecer: siempre reconfortan. Sobre el colorín, ya tocaba un cambio.
Pichi, el género policíaco español, ya sea en caja tonta o en pantalla grande, da vergüenza ajena (véase La caja 507).
Willy, ¿ostra o caracol? No me queda claro lo suyo, pero gracias por participar.

Cago en tó dijo...

Si te gusta el chaval, te recomiendo que la serie Poblenou. Es de 1994, ha llovido desde entonces, y Quim era un chaval con un velloso bigotillo.
Un polaquillo.