domingo, 15 de abril de 2012

El don

Dicen (lo he leído infinidad de veces) que todos tenemos un don. Unos ya lo saben pero no se atreven a usarlo; otros lo intuyen y por eso lo buscan en cada esquina de su vida; unos pocos más lo conocen, lo manosean a diario con lujuria y hasta viven espléndidamente de él, y muchos, demasiados, no tienen ni puta idea de qué es un don y no se creerían que ellos poseen algo parecido aunque cobrara entidad física y se les apareciera una mañana en el baño (Hola, soy tu don extraordinario para la organización de grupos de intervención especial en emergencias...¿Que no? No me mires con esa cara gilipollas, termina de limpiarte el culo y espabila, hazme el favor...)

Tal y como mis tripas me cuentan (mis tripas son unas cotorras, como los Frosties del anuncio que le hablaban a aquel niño con cara de flipao), el don no corre el riesgo de confundirse con alguna otra actividad que nos guste, nos entretenga, nos distraiga o se nos de más o menos bien. El don es un señor Don, podríamos decir, y la certeza de su contacto es inequívoca. Cuando nos abandonamos a él -dicen- no hay Tiempo, tan solo estamos nosotros y esa actividad, nosotros haciendo eso y eso haciéndonos a nosotros. El don da sentido a todo, hemos venido aquí para él y el Mundo nos necesita como su canalizador. La pista fundamental nos la da el esfuerzo: una actividad normal es fatigosa, o anodina o simplemente tolerable y la haremos con sensación de hastío y ganas de pasar a otra cosa, o mecánicamente mientras estamos en otro sitio en espíritu, o... Pero cuando hacemos lo que nos corresponde por derecho no nos cuesta trabajo, nos sale solo, y querríamos no parar de hacerlo. Se trata de sentirse vivo y no solo de respirar. Casi ná.

Yo llevo buscando mi don la vida entera. Pruebo y busco y olisqueo y palpo a oscuras, a ver si esta vez. No sé si es un prejuicio racional o una intuición del bajo vientre, pero sospecho que el don pide creatividad, pide parir algo que no estaba antes y que sólo yo puedo darle al Mundo. Quizás no acabe de creerme que el Mundo me necesite, es una sensación algo mesiánica que nunca aprendí a cultivar, pero la voz, la Voz que soy de veras, me habla en ese sentido.

He buscado la chispa del don hundiendo las manos en tierra húmeda para sembrar esperanzas de flores; en las palpitaciones desbocadas de subir a un escenario para cantar, cegada por los focos; en fingir que no era yo (como si ya supiera quién soy Yo) sobre una tarima de madera con otras personas que también fingían ser otros; también me he sentado frente a 88 teclas blanquinegras tratando de arrancarle alguna palabra a aquel ingrato, e igualmente me presenté, tímida, a su compañera de 6 cuerdas, pero ambos me resultaron intratables en principio. En los últimos tiempos me afano en la tarea más mitológica que existe, como es enfangarse las manos con un pedazo informe de arcilla y sacar de ello algo concreto.

Pero no, no puedo engañarme: todavía no lo he encontrado. Todavía no concentro mi alma (?) en esa acción, todavía sigo estando en mi cabeza -¡y de qué jodido modo a veces!- en lugar de estar en las manos que modelan, en el cuerpo que actúa, en la voz que vuela sola...Mi alma me observa hacer todas esas cosas pero no está dentro de ellas, no se cuela sinuosa para darles el sentido que tanto busco. Las almas suelen ser insobornables e íntegras: no hacen nada que no quieran hacer, y la mía tampoco.

Una persona que lleva poco tiempo en mi vida conoce y mima su don. Le admiro por ello y siento una punzada de envidia, de la sana, de la que te lleva a mejorar y a seguir buscando. Viendo su luz recuerdo que yo también tengo la mía, pero solo yo puedo encontrarla. Gracias, neno.


No podemos hacer gran cosa para ayudar a los demás.
 Podemos como mucho intentar despertar su luz. 
Y la mejor manera de despertar esta luz consiste en vivir nuestra propia luz.
 Las otras soluciones propuestas desembocan de alguna manera
 en la negación de la luz del otro.
Guy Corneau

6 comentarios:

BarbaKana dijo...

Que guay,ya faltaban textos preclaros para mi voracidad.Y lo que mola estrenar la bandeja de comentarios.Que bueno lo de la busqueda del don (de ese que aún te falta,mentira),a ver si lo encuentras...pero no sé si te podrás jactar de ello... que creo que su existencia solo se vé desde fuera de la carroceria.
-Oye tio ,eso es un don.
-Pues lo dices tú,que pa mi es hacer lo que llevo haciendo hace x tiempo...
Curioso,cuando envidi...admiramos algo en otras personas siempre nos contestan con la porrada de tiempo o de "veces" que se ha hecho.
Será eso que dices de que el tiempo se deforma y desaparece.
Puede que todos busquemos esa epifania,ese despertar nuevo ...yo ahora pienso que si algo hay es paulatino,indefinible,que lo verán otros antes que uno mismo,que no tendrá sentido que le llamen don si para tí es sencillo,que solo brillará delante de los que tengan el tipo de penumbra que este mismo erradica,que no obedece a razones practicas e incluso las perjudica,que te trae sin cuidado y que de no cuidarlo florece distinto,que cuando le pones nombre y gremio se convierte en más de lo mismo,que lo presientes a tu lado y si te giras gira contigo,que va y viene por que no tiene contrato de permanencia,que es más real cuanto más lo olvidas,que no es una cima sino un abismo ,que hay que empezar por donde la gente realizada nos indica: "pues nada,no hago nada"...bueno en realidad yo siempre traduzco en "no me lo pienso".
Mis amigos tienen desde 15 a 30 pico tacos (y yo más cerca de 50 que de 40,ya ves,viajo en el otro sentido) y todos practican deportes de riesgo,de aventura diriamos...surf,dh,snow,escalada y en medios asi distingues muy bien a los especialmente dotados para algo,(la naturaleza de las movidas no deja lugar a dudas del "don" de alguien ,no hay polemica)y estando a su lado en esas batallas percibes una atmosfera peculiar.
-Pasión.Hay pasión siempre en su
mirada.
-Sabes finalmente que ellos no eligieron esa actividad,la cosa los eligió ,y ellos se quedaron.
-Todo es relativo y gira en torno al "momento",el clima,la familia,la integridad fisica es secundario...incluso ellos mismos.
-Tiene que haber reto.Cuando se ganan todas la carreras,cuando no tienes miedo y alegria a la vez,el tema agoniza.
-No pensar.No te tiras de ningun sitio,ni te metes en oleajes o saltos si lo piensas minimamente...lo decides y listo...eso te dá un subidón de clarividencia y fé en ti mismo que ya nunca se borra.Palabra de amigo.
Has probado muchas cosas (me encantas) y pisar escenario es de lo más bestia que existe(me encantas) ,y veo que no dejas de renovarte continuamente (me encantas)...asi que espero que te enfrentes algún dia a limites fisicos,a algo chulo que dé miedo y sea vencido,un poco más rapido en la bici,un trampolin más alto en la piscina,una buena discusión con corte de mangas,saltar peldaños de 5 en 5...sigue
rétandote y será tu don eso mismo.
PD: Me encantas

Nebroa dijo...

La hostia con el barbas, joder...

(yo si eso volveré a decir alguna cosa suelta y tal, más para que sepas que te leo/veo/sigo a la vez que memiro/meinvestigo/meacompaño, ya sabes)

barbaria dijo...

A mi me encantas la forma en que domas el lenguaje, lo pules, lo limas y le das forma.
Me encanta lo que expresas y como lo expresas.
Haces pensar y hacer sentir...
Y eso es un don

La reina de la miel dijo...

Barba, desde las primeras palabras que te leí, nunca me cupo ni la menor duda de que tú lo tienes. Efectivamente, si te giras se gira contigo. Transmites pasión, vida, arrojo, autenticidad. Te admiro mucho, y es de lo más precioso que me puede provocar alguien.

Nebroa, pa ti tres cuartos de lo mismo, pero sin barba.

Barbaria, la de veces que me habrás hecho tú a mí pensar y sentir, y sobre todo la de veces que con tus palabras me habrás aliviado el dolor. A mí me hablas tú de dones, guapa...

CMQ dijo...

Quizás no acabas de creerte que el mundo te necesite... pero yo soy de las que creen que si el mundo no nos necesitara, simplemente, no estaríamos en el mundo. Es magia.
En cualquier caso, seguiremos buscando nuestro don. Quizá no lo encontremos nunca, quizá nuestro don es la forma en que buscamos dones, uno detrás de otro, hasta que aparezca. Quizá nuestro don es ¿buscar?
Fíjate, yo últimamente le doy vueltas a la sensación que tengo de fortaleza (si, se que queda fatal decirlo una misma, pero es lo que siento), de levantarme una y otra vez y volver al barro, a por más. Que si no me sale lo intento de nuevo, y que si hay que probar tres veces como si son trescientas. Lo único que se es que no acabaré de aprender todo lo que me gustaría.

(Bueno, que no se si tiene mucho que ver con el don al que te refieres, es que hoy estoy "etérea").
Y gracias por la invitación!! Un besote.

BarbaKana dijo...

Vaya,haces enrojecer a cualquiera.
No son merecidas esas palabras,asi que aqui tenemos nuestra primera discusión..jaja.jaaaa...no,no ni de coña!!!caguentó!!
Ahora te voy a cambiar el enlace que tengo donde pone Serenidad y Coraje ,desde el dia que entré en él por primera vez,el caso es que le voy a eliminar la palabra serenidad,por que no me cuadra mucho y le voy a poner la de CORAJE con unos neones,por que no te duelen ni pesan las palabras,y las pones cuando y donde te dá la gana.Es una pena que el sitio este esté ahora con la ventanita esa de la puerta de los garitos donde pasan cosas interesantes,por que me molaba la idea de poder alardear de tu amistad...de todos modos ,mola mogollon, cuando en dueño del bar cierra la persiana con uno dentro,tomandose las copas aun y riendose ,sin horas de cierre...estás en familia (aunque con desconocidos) y te sientes de p.m..asi que si cierras la persiana conmigo dentro cojonudo.Si no puedo entrar un dia te tiro piedras a la ventana,ya sabes.
Por cierto,que ahora me da que pensar que esta ventana luminosa que queda al pié de los escritos es la oportunidad de oro para comunicarse con el autor...y tambien con otros comentarista!!! se crea una tertulia literaria espontanea...buá,como mola eso
TERtulia (joer!)..ESPontanea (joer!)..LITeraria (joer!)..un chat chachi sobre el tema....un renacer del programa la Clave...pero en vez de peli tu texto.A mi me mola.Un abrazo,chica.